Motivación personal y profesional para publicar “La palabra y el poder”

La pala­bra y el poder es un libro que he escrito por la nece­si­dad que he sen­tido de reme­mo­rar y es, a la vez, un resi­duo y un balance. Es un balance por­que con él pre­tendo aban­do­nar cuanto he sido y tenido y lo he pen­sado como un umbral que no per­mite la vuelta atrás. Lo he escrito con la ilu­sión de que esta deci­sión tan drás­tica que pre­tende rom­per las cade­nas que me atan al pasado, me impli­que en otra aven­tura. Otra fibra, de este texto, ha sido mi intento de zan­jar cual­quier cues­tión pen­diente per­so­nal o pro­fe­sio­nal; ha sido, pues, una manera de lim­piar mi memo­ria, de limar mi expe­rien­cia y el resi­duo que me queda espero poderlo y saberlo reci­clar. La ter­cera fibra de este libro ha sido un intento de sal­dar el daño hecho o reci­bido; para repa­rar, en la medida de lo posi­ble, algu­nas heri­das; por esto está escrito con  agra­de­ci­miento por lo des­cu­bierto y com­par­tido con tan­tos cole­gas, dis­cí­pu­los y amigos.

Si el muni­ci­pio de L’Escala es, para mí, un cen­tro afec­tivo, pro­fe­sio­nal y mari­nero, Bar­ce­lona es el núcleo y la pasión de mi vida; segu­ra­mente por­que supe muy pronto – desde que di la vuelta al mundo sola a los die­ci­ocho años – que si no era feliz en mi ciu­dad, no lo sería en otro lugar. Quizá, por aquel auto­bús rojo de dos pisos, que apa­rece una y otra vez en el libro, un auto­bús mágico que en la década de 1940 subía por la calle Bal­mes y me lle­vaba al cole­gio donde me encon­traba con esas “niñas”, con las que hemos enve­je­cido jun­tas y que repre­sen­tan el tesoro de una infan­cia compartida.

El libro lo he orde­nado en tres par­tes  que resu­miré bre­ví­si­ma­mente. En la ter­cera res­cato a Basi­lisa Mira Azo­rín, madre de Pas­qual Mara­gall que, como tan­tas muje­res, no ha sido tenida en cuenta por la his­to­ria escrita y tam­bién por­que con Est­her Tus­quets qui­si­mos dar a cono­cer el mate­rial que supri­mie­ron o ter­gi­ver­sa­ron de nues­tro libro Pas­qual Mara­gall, el hom­bre y el polí­tico” (Bar­ce­lona: Edi­cio­nes B, 2018). Esta bio­gra­fía fue gui­llo­ti­nada por cues­tio­nes eco­nó­mi­cas y, para ocul­tar que trai­cio­na­ron al único hom­bre que ha sido alcalde de Bar­ce­lona y Pre­si­dente de la Gene­ra­li­tat. Cuando el maligno silen­cia nues­tras pala­bras esconde la ver­dad que ellas repre­sen­tan. El desa­rro­llo de un método para ana­li­zar la cen­sura es una apor­ta­ción que ayuda a escri­bir la his­to­ria reciente de Cata­lunya y que desa­rro­llo en el epí­grafe titu­lado “El tapiz de Wal­ter Benjamin”.

La parte cen­tral titu­lada “el poder de lo escrito” aborda rela­tos de La Escala y de Bar­ce­lona durante los años treinta del siglo pasado y con­cluye que la revo­lu­ción anar­co­sin­di­ca­lista no fue posi­ble por el difí­cil reparto de la pro­pie­dad. “He bus­cado – escribo en la página 12 – sen­ti­mien­tos de largo reco­rrido que he creído encon­trar en la manera de expe­ri­men­tar la pro­pie­dad de las cosas y tam­bién de las per­so­nas”.  La pro­pie­dad es “uno de los pivo­tes deci­si­vos sobre el que nos move­mos per­so­nal y colec­ti­va­mente, en torno a ella viven cla­nes, tri­bus y fami­lias; tam­bién el mundo de las ideas y de la cien­cia, en la aca­de­mia o en la universidad”.

En parte, este libro lo he escrito como un ejer­ci­cio de liber­tad per­so­nal, para cons­truir puen­tes que me libe­ren y, tam­bién, puen­tes que me unan a los posi­bles lec­to­res, pues nues­tra memo­ria se actua­liza gra­cias al diá­logo con otras per­so­nas o, con noso­tros mis­mos: y eso más allá de la mater­ni­dad, de la expe­rien­cia con­yu­gal, de la amis­tad o del amor, de la pro­fe­sión o del mar, o sen­ci­lla­mente, de la vida. Por este motivo inicio el libro con una cita de Basi Mira cuando se pre­gunta: “¿hasta cuándo oire­mos sus voces, hasta cuando las nues­tras les lle­ga­rán?” Y hacién­dome eco de este inte­rro­gante dedico este libro a mis nie­tos y me hago eco de las pala­bras de Basi con el deseo de que mi voz les lle­gue y lle­gue a los lec­to­res, pero sobre todo con el deseo de oíros y escu­cha­ros in sae­cula saecu­lorum.

Este libro puede empe­zar a leerse, claro está, por el prin­ci­pio que se titula “imá­ge­nes de expe­rien­cias”. En estas pri­me­ras pági­nas apunto que, la memo­ria “feliz”, tal vez pueda ser una expe­rien­cia tra­ba­jada y rumiada, ya que en noso­tros anida un espa­cio donde des­can­sar, un océano, un abismo, un olvido de reserva que es el que explo­ran, pre­ci­sa­mente, las fuen­tes ora­les y, por eso, es tan impor­tante la his­to­ria que se escribe con ellas: ya que his­to­ria, his­to­ria, solo lo es la que es escrita. Reme­mo­rar a tra­vés de las entre­vis­tas es una forma com­pleta de ser, por­que es una manera de alcan­zar la ple­ni­tud, hacerlo con valen­tía y gene­ro­si­dad per­mite “superar” cual­quier queja o lamento, pres­cin­dir de cual­quier sufri­miento y afron­tar con ele­gan­cia el impacto de nues­tra extin­ción personal.

En algu­nos párra­fos del epí­logo, resuena todo el libro, espe­cial­mente cuando expreso algu­nos deseos de esta hora tar­día de la vida: “Qui­siera devol­verle al mar lo que me ha dado; qui­siera vol­ver a entre­vis­tar a las mayo­rías invi­si­bles y anal­fa­be­tas que com­po­nen el Atlas elec­to­ral de la segunda repú­blica en Cata­lunya”; qui­siera vol­ver a via­jar en aquel auto­bús rojo de dos pisos que me lle­vaba al cen­tro de la ciu­dad  para encon­trar al hijo de la mujer que conocí en un barco que nos llevó a Grecia.

Para mayor información:

La pri­mera ver­sión de este libro se publicó en cata­lán con el título La para­ula i el poder. El mar, l’Escala, Pas­qual Mara­gall, Cen­tre Espor­tiu i Recrea­tiu l’Escala (CER) en cola­bo­ra­ción con el Cen­tre de Docu­men­ta­ció i Recerca His­tò­rica de L’Escala (CEDRHE), 2016. En cas­te­llano se ha publi­cado revi­sado y ampliado con el título La pala­bra y el poder. L’Escala, Anar­quismo, Pas­qual Mara­gall octu­bre de 2016 y una segunda edi­ción en diciem­bre de 2016.

Mer­ce­des Vila­nova es Cate­drá­tica Emé­rita de la Uni­ver­si­dad de Barcelona.

Ficha biblio­grá­fica:

VILANOVA, Mer­ce­des. Moti­va­ción per­so­nal y pro­fe­sio­nal para publi­car “La pala­bra y el poder”. Geo­cri­tiQ. 15 de octu­brede 2017, nº 341. [ISSN: 2385–5096]. <http://www.geocritiq.com/2017/10/motivacion-personal-y-profesional-para-publicar-la-palabra-y-el-poder>

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

El paisaje explicado y el sistema territorial

André Hum­bert de la Uni­ver­si­dad de Nancy, desde su pri­vi­le­giada visión como avia­dor, en el capí­tulo tres de su reciente libro Le géo­graphe et le tapis volant tran­sita del pai­saje admi­rado al pai­saje expli­cado, para inten­tar reha­bi­li­tar el pai­saje, expli­cán­dolo en rela­ción con el sis­tema terri­to­rial. Con­ti­nue reading

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

Los sanitarios en la España rural decimonónica

Para los que pro­ce­de­mos del mundo rural y vivi­mos en las ciu­da­des, con­tem­plar nues­tros pue­blos de ori­gen cuando vol­ve­mos en vaca­cio­nes o fin de semana, pro­duce a menudo un sen­ti­miento de pena o de pesar. Con­ti­nue reading

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS